miércoles, 12 de octubre de 2016

Doce de octubre



Nunca me gustaron las controversias y si la comprensión que proporciona el estudio de lo acontecido. Me apabulla la opinión de aquellos que subiéndose en el caballo de batalla de la razón absoluta y personal, omiten los libros de historia y el saber de los entendidos en la materia. Embisten lanza en ristre contra todo aquel que haga oposición a sus propios criterios tantas veces sin base ni fundamento. Construidos con lo leído en prensa sensacionalista y oído en informaciones proporcionadas por orates “revuelve masas enfervorizadas” con consignas que en este siglo no tienen el mismo significado, ni el sentido que pudieran tener en el XV o el XVII.
Fijaos que introducción para escribir sobre el origen de la fiesta celebrada el 12 de octubre. Y es que con esto del día de la hispanidad hay mucho debate y “Rifi, rafe” entre los de un lado del océano y los del otro. A lo mejor conociendo la historia se disolverían un tanto algunas animadversiones y malentendidos.
En 1492 llega Cristóbal Colón a la isla Guanahaní situada en el archipiélago de las Bahamas, pensando que se encontraba donde no estaba, en la India. Sin saberlo pues, habían descubierto nuevas tierras y establecido contacto entre dos continentes muy diferenciados entre sí en muchos sentidos.
A partir de aquí, la conquista por medio de la espada, la religión, la colonización y la lucha contra los oriundos de aquellas tierras. Razones que esgrimen muchos de los que habitan actualmente ese continente y que en suma, nosotros no podemos negar ni olvidar.
Pero que alguien nombre un reino, civilización, imperio o estado del signo que sea, que no haya basado su dominio o expansión sin estas premisas. Lo que sí parecen olvidar todos aquellos que comparan una colonización con un genocidio, es la forma tan diferente de conquista que llevaron y llevan a cabo Ingleses, holandeses, Portugueses, Italianos, Alemanes, Americanos, Belgas a lo largo de la historia… Curioso como estos países echaron en su momento toda la carga sobre las espaldas de los españoles, disfrazando y excusando sus propias tropelías en ningún caso justificadas.
También y para ser equitativos no solo habría que valorar lo que se arrebató, esquilmó o explotó en esas tierras; deberíamos analizar y valorar en su justa medida las aportaciones que España introdujo en América que no son pocas, como la trasmisión de su cultura y la mezcla étnica; algo que por ejemplo los ingleses no supieron ni quisieron hacer.
Pero lo que nos interesa es: ¿Por qué este día es el elegido como el día de la hispanidad? 
Esta idea la puso en marcha el escritor Ramiro de Maeztu. Y la primera vez que se celebró fue en 1935, aunque hasta 1958 no se regularizó como tal.
Actualmente la celebración está contemplada por una ley promulgada en 1987 en la que se omite el término “Día de la Hispanidad” y se incluye el de “Fiesta Nacional” simbolizando la construcción del estado a partir de una realidad cultural, política y lingüística con proyección a otros países fuera de los límites europeos.
Se celebra igualmente la festividad de Nuestra señora del Pilar , recordando con ello esa aparición mariana a Santiago apóstol que tuvo lugar a orillas del Ebro, que impulsó la evangelización, cristianización y unificación así mismo, de todos los pueblos hispanos. Naturalmente en este punto prima más la leyenda que la realidad y en muchos casos se echa mano de la fe más que de la razón.
En la antigua Cesaraugusta romana, Saraqusta musulmana y Zaragoza actual, se edificó el primer templo mariano, allí donde en la actualidad la basílica contempla las aguas que riegan la ciudad. La virgen del Pilar no asume solamente el patronazgo de España, también el de Aragón y el de la guardia civil.
Fue el Papa Pío VII el que fijó el 12 de octubre como fiesta dedicada a la virgen del Pilar sustituyendo la constituida el día 15 dedicada a la asunción de María.Es una fiesta que fue declarada de interés turístico en 1965 por su valor cultural que conserva tradiciones populares.
Muchos pueblos visitaron las costas de Hispania: celtas, fenicios, cartagineses, romanos, godos, árabes. Todos ellos conquistaron, explotaron recursos, sometieron, e incluso esclavizaron. Pero todos, también, sin excepción dejaron la impronta y la interrelación cultural necesaria, para que los españoles llegáramos a ser lo que somos como nación con personalidad propia. Después nos tocó a nosotros arribar a otro continente donde a pesar de todas las acciones incorrectas se crearon vínculos que no hemos de olvidar. Queramos o no, hay pueblos que están hermanados desde entonces a pesar de los vociferantes oráculos que siempre intervienen para crear animadversión y equívocos, quedándose siempre con la parte negativa del pasado y no mirando hacia adelante con la vista puesta en el futuro.
Que este día sirva para recordar lo que todos tenemos en común. Lo que nos une a personas de diferentes continentes, culturas, etnias, creencias, ideologías y colores diferentes. En la variedad está el gusto y la auténtica riqueza de los pueblos.
Eso es lo que realmente nos hace grandes como nación global.

16 comentarios:

  1. Hay que ver cómo nos ilustras, Francisco, pues muchas cosas las desconocía. La cuestión es que yo tengo más en mente en un día como hoy que es el día del Pilar que el día de la Hispanidad.
    Pero una cosita: en el quinto párrafo, donde dice "domino o expansión" quisiste decir "dominio", ¿no?
    ¡Un besazo de tu amiga "dispersa"! ;-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Saludos mi dispersa amiga. Hoy fuiste la primera en comentar en esta entrada tan polémica en la que apenas habrá comentarios por lo de quizá no ser todo lo políticamente correcto que se ha de ser en estos casos.
      Pero mi intención es la de dejar las cosas lo más claras posibles en contra de los liantes y gritones que quieren nublar la razón del pensamiento.
      Corregido queda lo de "dominio" y agradecido te quedo yo por tu comentario.
      Besos para ti.

      Eliminar
  2. Siempre he creído que la "historia" tal como nos la enseñan los libros o cualquier documento ha estado y sigue estando distorsionada. La verdad en todo parece que está oculta, o bien es mejor hacer creer lo que más interesa, por lo que sea. Desde la Biblia misma, ahí encuentro mucha distorsión. La verdadera historia, en todo, a mi entender, no tiene mucho de autenticidad.

    Sobre el día de la "Hispanidad" te agradezco la información, la desconocía y me encantó saber. Y si, que este día sirva para unir en lugar de desunir.
    Un verdadero placer leerte y conocer algo más de la zona en la que vivo y hoy, se vive como una gran fiesta.

    ¡Un abrazo, Francisco!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La historia la escriben siempre los vencedores y por contra están los envidiosos y dispersadores de la memoria histórica que no les interesa la verdad sino solo: "Su verdad". Todos los acontecimientos históricos fueran los que fueran nos han conducido a este siglo en el que nos encontramos. Si no hubieran ocurrido no seríamos lo que somos ni las naciones serían las que son.Todo es una cadena e trasmisión, como la genética del ser humano y es triste sí, e incomodo, que la historia de TODAS las civilizaciones habidas y por haber, han sido construidas a costa de la desaparición de otras, de la muerte, explotación de riquezas, saqueos, asesinatos y guerras crueles. Nunca se ha de negar eso, pero si aprender de los errores cometidos y seguir caminando por sendas diferentes. Hoy no es día de celebrar las masacres y las injusticias sino la unidad, la cultura y la posible fraternidad.
      Siempre habrá sin embargo, de los que quieran venganzas arrastradas a través de los siglos que no sepan perdonar, y construir, pero si ser respaldados en su propia maldad.
      Me quedo con una frase de Ghandi: "Ojo por ojo y la humanidad quedará ciega"
      Un abrazo enorme Mila.

      Eliminar
  3. Muy interesante tu reflexión, Francisco. Estoy de acuerdo en que muchos pueblos hemos sido conquistadores y conquistados y hemos sufrido lo que luego hemos infringido a otros. También estoy de acuerdo en que, al menos en sudamérica, nosotros tendimos a mezclarnos con los autóctonos de donde queda una población mestiza muy numerosa. En el Norte la población autóctona es testimonial y la mestiza anecdótica. También es cierto que les llevamos gran parte de nuestra cultura y, sobre todo un idioma que ellos han mejorado y variado y hecho mucho más rico. Aunque creo que también les dejamos nuestra tendencia a la picaresca, la corrupción, el sálvese quién pueda y nuestra dificultad, casi genética para la democracia y el respeto al oponente.
    No me importaría que se celebrara un día de la "Cultura latinoamericana". Yo sería la primera en celebrarlo a bombo y platillo. Pero que se llame día de "La hispanidad", que se sigan añorando las glorias imperiales y que toda la celebración consista en ver desfilar las más modernas armas de matar que utiliza nuestro ejército mejor adiestrado para matar, hace que no me sienta para nada identificada con el evento. Y siendo agnóstica, por supuesto, lo de la virgen del Pilar me deja fría cual témpano de hielo.
    Un beso, amigo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguimos de acuerdo en todo. Pero te señalo que no se celebra un día de la hispanidad como tampoco el día de la raza. Eso es ya una historia pasada que junto aquello que se denominaba "el desfile de la victoria", eran remembranzas de otras batallas a las que se llamaron cruzadas gloriosas. Ahora se celebra la unidad de la nación (Fiesta nacional) como la celebran tantas naciones sobre todo en latinoamerica.Y tristemente como ya dije en la reseña: Triste es, que para conseguir unidades hayan de hacerse por la fuerza y la sangre de muchos.Pero es lo que ahí mientras seamos hombres y mujeres tercos.
      Besos Rosa

      Eliminar
  4. Muchas gracias Francisco por tu lección de historia. De niña en la escuela en este día se celebraba el día de las razas. El día del Pilar y el día de la Hispanidad. Lo que no se por que ahora se celebra el día de la Fiesta Nacional, y de las Fuerzas Armadas, siempre tengo entendido que la Virgen del Pilar es la patrona de España y de la Guardia Civil. ¿Será por eso que lo celebran este día? Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno tampoco sabría explicar porqué se van cambiando las festividades, me figuro que tendrá que ver con lo políticamente correcto, evitando de paso herir susceptibilidades y abrir heridas del pasado.
      Gracias por pasarte amiga.
      Un beso

      Eliminar
  5. Yo fui una vez al desfile porque participaba un primo mío, militar. No he vuelto porque me resulta cansado y ayer, que llovía, ni me planteé ir. Yo no veo el ejército como ·arma de matar" que decía una comentarista más arriba. Son los que nos defienden. Como no vivimos en un cuento de hadas donde reina la felicidad (¡Ah, no, si en los cuentos también hay malos!) necesitamos un ejército que, en general, no mata, si no que ayuda en rescates de montaña, en zonas conflictivas y, sí, si hay una agresión externa, nos defenderá. Por favor, no seamos tan tontamente "buenistas", de momento no existen los mundos felices en que todo es perfecto. Gracias por tu entrada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dicen que lo cortés no quita lo valiente y que no hay que llevar las cosas a los extremos opuestos que es lo que intentan provocar ciertos individuos o asociaciones casi siempre políticas.
      Los mundos de Yupi son imaginarios y las utopías no dejan de ser sueños inalcanzables. Lo ideal sería el poder vivir en paz, pero habiendo hombres por medio honestamente eso es casi un imposible.
      Al menos seamos coherentes y justos.
      Un abrazo y gracias por tu comentario Zarzamora.

      Eliminar
  6. No seré yo quien defienda las atrocidades que se hicieron en América en nombre de nuestra religión o nuestro Imperio. Pero creo que los españoles somos únicos a la hora de lanzarnos piedras contra nuestro tejado, muchas veces por el simple hecho de llevarnos la contraria entre nosotros mismos. Si esas mismas atrocidades las hubieran hecho otros países ya habríamos buscado alguna excusa para entenderlas mejor.
    Paso de banderas y de desfiles, pero no tengo ningún inconveniente en decir que soy española, como suelo ver siempre el vaso medio lleno, lo digo con cierto puntito de orgullo, porque a pesar de todos los defectos que tenemos (que son muchos) también somos buena gente y ni peor ni mejor que otras nacionalidades (no sé si por suerte o por desgracia).
    Lo que me molesta de la polémica cada vez más enconada sobre el día de la Fiesta Nacional, es que se está utilizando para intereses partidistas, que nada tienen que ver ni con genocidios ni con un amor incondicional a los indígenas asesinados en aquella conquista. Es solo una forma de dar golpes sobre la mesa.
    Interesante entrada, sobre todo me ha gustado saber que el día fue propuesto fue antes de la llegada de Franco al poder, algo que se emplea como argumento para abolirla.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nadie en su sano juicio prefiere la violencia al dialogo, pero en este mundo de egolatría y hedonismo es casi imposible encontrar a alguien con intenciones completamente altruistas.
      Las historia las escriben hombres y mujeres que construyen un mundo según los intereses que priman en el momento en se redacta. Por eso lo que ocurrió hace 100 años es algo que no se puede borrar pero si corregir aprendiendo a su vez de los errores cometidos en ese momento.
      Pero ya se sabe que el ser humano es tan complejo e imperfecto que repite una y otra vez cometiendo los mismos errores.Mientras no cambiemos el chip defectuoso no conseguiremos mejorar. Aunque hay que ser positivos y aportar en nuestro pequeño entorno esa dosis de cordura que en general le falta al mundo.
      Un besos Paloma y gracias por tu gran comentario.

      Eliminar
  7. Una muy buena reflexión acerca de este día que, como tú, me parece muy importante, ya que es un gran momento para pensar en lo bueno que puede hacer el hombre y dejar de lado lo mucho que hace malo, donde hay que olvidarse de lo que nos separa y pensar en lo que nos une como nación. Yo creo y certifico, que somos un gran país que hemos hecho y seguimos haciendo grandes cosas(aunque no se nos lo reconozca). Yo, por lo menos, estoy orgulloso de España(aunque, como todos los países, hemos hecho mucho daño).
    Una gran reflexión Francisco y un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Debemos sentirnos orgullosos de lo que somos y hemos llegado a ser: Nosotros como personas y colectivo no nos tenemos que avergonzar de lo que hicieron unos antepasados a los que ni tan siquiera conocimos. Acciones con las que no tuvimos nada que ver lógicamente.
      Es como culpabilizar a los alemanes del genocidio nazi llevado a cabo en un momento histórico determinado contra el pueblo judío.
      Nosotros tenemos la obligación de aprender de las barbaridades cometidas, recordarlas para no repetirlas, y celebrar únicamente lo bueno conseguido, mejorando a nivel personal y ser conscientes de que justo ahora nosotros estamos escribiendo lo que en el futuro se recordará.
      Gracias por aportar tu comentario Joselium siempre es un placer recibirte por aquí.
      Un abrazo.

      Eliminar
  8. Nunca defenderé la violencia ante la palabra, ni negaré que se cometieron barbaries en la conquista y estoy segura que también hubo gente noble y buena que no estuvo de acuerdo..., lo que no puedo entender es que siglos después países independizados sigan culpando a una nación de ciertas cosas, cuando son ellos con sus democracias, sus dictaduras, sus repúblicas... los que tienen que poner remedio y sin embargo sangran a su pueblo. Seamos sensatos señores, no utilicemos una fecha para ir arrojando culpas al vecino y desviar la atención de lo que no somos capaces de arreglar nosotros mismos.
    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Totalmente de acuerdo contigo, creo que lo has resumido estupendamente la fijación que tienen con recordar episodios de épocas pasadas y no recapacitar en el presente y en lo que se puede hacer ahora para corregir los errores del pasado o al menos no repetirlos.
      Creo que no hay ningún interés positivo detrás de remover gallineros cuando la zorra se marchó hace muchos lustros.
      Besos amiga.

      Eliminar

Tus comentarios y opiniones son importantes para este blog y su autor.
Por tanto mi gratitud por pasarte por aquí y dejar tu huella y tus palabras.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...