sábado, 17 de octubre de 2015

Loco despertar




        Presentado al concurso propuesto por: Círculo de escritores: Microcuento "Microterror IV"




Me levanto tambaleante y me dirijo al baño. 

Me miro al espejo como todas las mañanas aunque hoy, algo no encaja en mi reflejo. Todavía algo adormilado no consigo saber qué es lo que llama mi atención...

-¿Serán las arrugas? ¡Eso debe de ser! ¡Pero no! las arrugas ya estaban ayer… y las canas y las ojeras.

-¿Estoy sonriendo malignamente?

-¡Eso parece! pero no creo haber movido ni un músculo de mi cara.

Cojo el peine y vuelvo a contemplarme, ¡Vaya pinta que tengo! voy a tener que empezar con un plan serio de descanso intensivo; estoy hecho una calamidad de cuerpo deteriorado.
Tanto, que a la tenue luz del aplique del espejo no parezco ser yo. ¡Algo no me cuadra!

La imagen es la mía, pero no me reconozco del todo. Algo ha cambiado ¡Seguro que sí!

En ese momento me doy cuenta que el sujeto "del otro lado" agarra con fuerza un cuchillo de cocina en lugar del peine que tendría que sujetar.

Cuando el arma está clavada en mi estómago es cuando me percato de que tendré que visitar a un especialista…Pues mi locura se está volviendo mortal.



                                                                                         Derechos de autor: Francisco Moroz

33 comentarios:

  1. Los espejos tienen sus secretos... y sus amenazas. Muy bueno, Francisco. Un abrazo a este y al otro lado del espejo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nosotros en si mismos somos a veces reflejos de la realidad y partes de imágenes distorsionadas.
      Un abrazo Carmen y como siempre agradecido.

      Eliminar
  2. Veo a Kafka asomando la patita al fondo del espejo. Muy buen microrrelato, Francisco.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Kafka, Kafka! me suena seguro que sale en alguna película ¿No? ¿En los mercenarios quizá? ¿O en Alicia en el país de las maravillas?
      ¿O es un cantante de moda? El caso es que me suena mucho.¿No será el escritor que escribió la metamorfosis?
      Bueno algo de kafkiano tiene el micro-relato...Pero solo para no quitarte la ilusión ¿Eh?
      Un abrazo enorme J.Carlos.

      Eliminar
  3. No te fíes de los espejos que son muy mentirosos. Te respondo con esto: http://verpampiroladascavernicolas.blogspot.com.es/2015/07/espejos.html
    Un abrazo. :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Leída la reflexión de tu blog, me parece que los espejos reflejan solamente las mentiras que nosotros queremos creernos. Solamente esas, el resto es pura imagen.
      Besos y gratitud Soledad

      Eliminar
    2. Gracias por pasarte. ;) Me ha gustado mucho tu micro, y me ha recordado eso. Me encanta el juego que dan los espejos. Un beso.

      Eliminar
  4. Llegará al especialista a tiempo? Muy bueno, Francisco, a mí me ha hecho pensar en ese otro yo que convive con nosotros y no siempre alcanzamos a ver.
    Abrazo!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Dudo que el protagonista salga de esta, aunque una herida en el vientre significa una muerte lenta y dolorosa...Si ya nos quejamos de un ardor imagina esa enorme ulcera abierta desde afuera. jeje
      Un abrazo y gracias por dejar tus palabras.

      Eliminar
  5. En el otro lado del espejo, espacio en el que se suele ver la realidad de uno mismo o lo que queramos contemplar. .
    Excelente micro Francisco.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es difícil no asustarse a veces con ese reflejo que parece que va a ir por su cuenta alguna vez, con algún movimiento que no corresponda a los realizados, o que nos conteste cuando le hablemos. mucho rato mirando puede ser peligroso.
      Gracias por tu apunte.
      Besos

      Eliminar
  6. Saludos Francisco. Fíjate que con la imagen inicial pensaba que realmente el problema iba a ser que el tipo se veía de espaldas (aunque pensaba que hubiera sido mucho desvelar desde el principio jeje), y me ha gustado esa...actuación maliciosa del reflejo. Es muy interesante tu aportación al concurso.

    Como hace un tiempo escribí un relato que empieza con un espejo...me he tomado la libertad de enlazártelo aquí, pienso que puede gustarte, y espero que así sea :)

    http://laburbujaliterariadejc.blogspot.com.es/2015/09/cambios.html

    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si. Hubiera sido muy obvio, son imágenes elegidas un poco aleatoriamente para ilustrar los textos, pero mira tú por donde esta la elegí precisamente para jugar al despiste y que con los primeros renglones escritos cayerais en la trampa de pensar que era ese, lo extraño que el protagonista detecta.¡Lo he conseguido!
      Mi agradecimiento por tus paso y tus palabras cómplices
      Ahora mismo me paso a leerte.
      Un abrazo compañero..

      Eliminar
  7. Felicidades Francisco. Siempre me ha parecido de mucho mérito hacer caber tantas sensaciones, ideas, presentimientos e intuiciones en tan poco espacio. Un relato muy bueno.
    Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro Rosa el haber conseguido mantener vuestra atención e interés por el Micro.
      Yo encuentro más dificultad.¡Mira tú! en escribir relatos largos.
      Un abrazo grande y gracias.

      Eliminar
  8. Muy buen relato y bien conciso ya que en pocas líneas se vuelve inquietante como buen relato de terror. Espero que te lo premien porque a mí me ha dado bastante repelús.
    Con la 'trilogía' del miliciano de Durruti conseguiste que evite pasearme por la facultad a horas intempestivas y ahora tendré que asegurarme al coger el peine para peinarme que mi reflejo en el espejo tome un peine también.....por si acaso.
    Genial, como siempre.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja. No es la intención meter miedo cerval a los lectores, pero si conseguir ese pequeño escalofrío que te recorra la espina dorsal y te haga sentir insegura.
      Un verdadero placer conseguir tu interés.
      Besos

      Eliminar
  9. Qué manera de empezar el día.
    Pero que la única diferencia que encontrara fuera el cuchillo, jajaja
    Muy buen relato Francisco, :)
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Menos mal que solo era el cuchillo, realmente cuantas veces nos asomamos a esa ventana que nos refleja y damos un pequeño brinco. sobre todo con poca luz...
      Un beso Irene y gracias por dejar tus palabras.

      Eliminar
  10. Brutal y demoledor relato Francisco.
    Me ha encantado.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un placer sea de tu gusto maestro.
      Abrazo

      Eliminar
  11. Perturbadora puesta en escena... Un microterror sensacional, Francisco.
    Dudo que el protagonista esté a tiempo de erradicar su locura con un especialista, ese cuchillo clavado en el estómago será un grave impedimento...
    ¡Abrazo, Compañero! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Creo que un poco tarde se ha diagnosticado la locura que embarga a este hombre frente al espejo.
      Gracias por leerme amigo.
      Abrazos

      Eliminar
  12. Francisco espero que el protagonista pueda llegar a tiempo a una operación urgente para poder realizar la terapia con el especialista. Aunque... pudiera ser que la terapia la necesitase el reflejo del espejo! Qué dilema amigo. Besitos Magnífico, como ya estamos acostumbrados.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gratitud por tus palabras Mercedes, o ¿Debo llamarte Catwoman?
      En todo caso este personaje no se reconoce frente al espejo con lo cual no llegue a ser consciente de esa dolencia estomacal de la cual adolece repentinamente.
      Un placer tenerte por aquí.
      Besos

      Eliminar
  13. Impresionante micro, perturbador final. Y ese final me hace pensar, si no será que el peor de los mostruos de la oscuridad, nuestro enemigo más acérrimo, es nuestro propio yo. Nos enfrentamos con dos caras de la misma moneda, también por eso debe existir nuestra versión perversa. El protagonista logró despertar a la bestia que tenía en su interior.
    Lo he leído con entusiasmo, excelente!!
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues muy agradecido por tu entusiasmo. me gustaría que te animaras en alguna ocasión a presentar alguna cosilla de tu creación literaria. Serías muy buena competencia.
      Besos Marisa.
      Últimamente andas muy perdida ¿No?

      Eliminar
  14. Qué inquietud, qué desasosiego, eso es lo que crea tu micro relato..nuestro yo reflejando su parte mas perversa....
    Y el final te pilla desprevenido..
    Muy bueno Francisco
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo personalmente, como he comentado en alguna otra ocasión he sentido cierta desazón al mirarme en un espejo de tal manera que sólo miro y no contemplo, por temor a percibir movimientos que no correspondan con los realizados...No hay que dar pie.
      Besos Suni.

      Eliminar
  15. Los espejos son nuestros grandes enemigos, Francisco.
    Ains, que bien entiendo a tu protagonista, jajaja.
    Un beso, compi.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son peligrosos, mirarse fijamente en ellos durante mucho tiempo te puede ocasionar algunos pequeños sustos.
      ¡Por cierto! Me encanta ese disfraz de Catrina baturra. jeje.
      Un besazo compañera

      Eliminar
  16. La locura es la cerradura muchas veces del miedo Francisco... y aquí está más que bordado. Sinceramente, me ha gustado mucho.
    Te dejo mi segundo micro por si no lo ha leído aún: http://fotoalquimiada.blogspot.com.es/2015/09/aniselda.html
    Un saludo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por tus palabras y por avisar de tu segundo relato que me paso a leer ahorita mismo.
      Un saludo

      Eliminar

Tus comentarios y opiniones son importantes para este blog y su autor.
Por tanto mi gratitud por pasarte por aquí y dejar tu huella y tus palabras.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...