viernes, 13 de febrero de 2015

Cierto es





Esta vez no se trata propiamente de una reflexión al puro estilo de lo que se entiende por ella.

Quisiera que me permitieseis hacer una excepción, tratándose del día que es: 13 de Febrero. ¡Si! no me equivoqué, hoy es 13 aunque alguno-a leáis la entrada en 14.


La razón es, que ese día conocí a la mujer que me enamoró definitivamente y para siempre. Alguien especial, como no dudo que sean todas las mujeres y todos los hombres que saben enamorar. Seres especiales que con su forma de ser no arrastran solo nuestras miradas a su paso sino también nuestros corazones.


No hay muchos de esos seres, ¿O sí ? 

Yo al menos, celebro todos los días el haber coincidido en mi camino con una de esas personas tan especiales.

Esta especie de poema mal hilado pero bien sentido, fue para ella en su momento. Y hoy, os lo dedico a todos-as los que con vuestro brillo sabéis iluminar no solo el día dedicado al amor, también el resto de los 364 días restantes que se le suman.


¡Feliz Amor a todos!




Cierto es que me enamoro de cada mirada

que trasmite ternura,
de la calidez de una lágrima
y del gesto cómplice,
que te anima a seguir confiando
en las personas que lo llevan.

Cierto que soy un buscador de la belleza,

de esa escondida.
De la que no se muestra
sino profundizas en los sentimientos
que la adornan.

Y soy amante de lo sincero,

y de lo humilde, de lo pequeño.
De los detalles y los momentos
que son la esencia,
que hacen sereno.
El sabor de la vida, la felicidad profunda,
el amor verdadero.

Y cierto es que le arrebato al reloj su minutero,

para hacer eterno el día
realizar cualquier deseo,
siendo sencillos mis sueños
y pequeños mis anhelos de la vida:

Fundir tu cuerpo en el mio

como el bronce con el fuego.
Contemplar amaneceres
reflejados en tu pelo.
Acariciar tus mejillas
sintiendo seda en mis dedos.

Que me enamoran tus ojos,

el temblor de tus pupilas.
¡Como gusto de tu asombro!
cuando te robo los besos
y te bebo las sonrisas.

Y francamente me dejo

lo mejor de mis caricias perdidas sobre tu piel.
Reír, llorar a tu lado,
considero un buen regalo,
que no es poco cuando es algo
y lo es todo si eres tú.

Me esconderé entre tus brazos,

como niño en tu regazo.
Hecho de luz y de miel,
de retama y de verano.

Y cierto que me enamoro

de la mujer que a su modo,
lo deja y lo entrega todo
al que la sabe querer.

Sabed que la vida es corta,

que nunca te da de sobra, y que te quita más bien.
Por lo cual he decidido,
escoger lo más querido 
para el breve viaje hacer:

Su amor y Su compañía,

melancólico placer.
abrazos en plena noche,
y los días de alegría que ambos podamos tejer.
Que nunca nos falte amor,
y el dolor que siempre sobre.

                                                                    (Poemario ciego)






8 comentarios:

  1. No me extraña, Francisco, que enamoraras a tu pareja. Y màs si luego, como nos presentas aquí, la obsequiaste con este sentido poema.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con sinceridad fue más bien al contrario. Personas con algo de especial...
      Un abrazo.

      Eliminar
  2. Un poema encantandor. Felicidades a todos los enamorados.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  3. Igual deseo de felicidad.
    Abrazo

    ResponderEliminar
  4. A pesar de lo denostado que es San Valentín, por comercial, nunca está de más celebrar el amor.Enhorabuena por haberlo encontrado y mantenido. Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Con respeto hacia el otro se consigue mucho.
      Gracias un abrazo.

      Eliminar
  5. Felicidades... me ha gustado leerte.
    Un abrazo

    ResponderEliminar

Tus comentarios y opiniones son importantes para este blog y su autor.
Por tanto mi gratitud por pasarte por aquí y dejar tu huella y tus palabras.

LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...